Los derechos de Seguridad Social de españoles, nacionales EEE y Suiza ante un Brexit sin acuerdo formalizado

Para afrontar la posibilidad de un Brexit sin acuerdo de retirada, formalizado entre la Unión Europea y el Reino Unido, y siempre que no se firme antes un instrumento bilateral o multilateral sobre coordinación de Seguridad Social, el Gobierno español ha adoptado una serie de medidas de contingencia respecto de los derechos de Seguridad Social de los españoles, otros nacionales del EEE o Suiza. La vigencia de estas medidas se prevé sólo para un plazo de 21 meses y abordan las siguientes materias. En primer lugar, y en régimen de reciprocidad, la continuidad en la aplicación de la legislación española de Seguridad Social y la determinación de la legislación nacional aplicable a trabajadores a bordo de un buque con pabellón británico. En segundo lugar, se clarifica la situación de receptores de pensiones españolas residentes en Reino Unido o en Gibraltar en el momento de la retirada. En tercer lugar, se hace referencia a la totalización de períodos cumplidos en Reino Unido a efectos de cálculo o reconocimiento de diferentes prestaciones. En cuarto lugar, se establece la asimilación del disfrute de prestaciones de la seguridad social o de otros ingresos que se reciban en Reino Unido o Gibraltar; también de hechos o acontecimientos ocurridos en tales territorios. Por último, se hace referencia al derecho a desempleo de los ciudadanos comunitarios que trabajan diariamente en Gibraltar y residen en España.

Medidas temporales sobre el derecho de asistencia sanitaria ante un Brexit sin acuerdo formalizado

Para afrontar la posibilidad de un Brexit sin acuerdo de retirada, formalizado entre la Unión Europea y el Reino Unido, el Gobierno español ha adoptado, ciertas medidas de contingencia en régimen de reciprocidad, respecto de los derechos de asistencia sanitaria. Estas medidas, que tendrán una duración de 21 meses, se refiere a los titulares de asistencia sanitaria en Reino Unido y que pueden recibir asistencia sanitaria en España a costa del Reino Unido. En segundo lugar, se hace referencia a los abonos que España realizará a favor de Reino Unido por los titulares de asistencia sanitaria española que reciban cobertura allí. En tercer lugar, se confirma que se seguirán usando los sistemas de facturación y reembolso vigentes en los Reglamentos de coordinación comunitarios, estando a cargo de las mismas entidades gestoras que se ocupan de estas cuestiones en la actualidad (INSS e ISM). Finalmente, se sigue admitiendo la expedición de recetas británicas siempre en régimen de reciprocidad.

Cotización durante el 2019 por convenios especiales de carácter internacional

Las cotizaciones a abonar durante 2019 en el marco de los tres siguientes convenios especiales de carácter internacional son las mismas que en 2018: convenios suscritos por españoles no residentes en territorio nacional que ostentan la condición de funcionarios o de empleados de organizaciones internacionales intergubernamentales; el suscrito por quienes pasaron a prestar servicios a la Administración de la UE y, finalmente, el establecido a favor de emigrantes y sus hijos.

Prórroga de la exportación de la prestación de desempleo

Es conforme al Derecho de la UE que una Administración nacional de Seguridad Social deniegue por principio, aunque motivadamente, cualquier solicitud de prórroga, a menos que dicha Administración considere que la denegación de la prórroga daría lugar a un resultado no razonable. Así sucede, si el interesado acredita que está inmerso en un proceso de selección que le puede llevar a conseguir un empleo o cuando presenta una declaración de intenciones de un empresario que le ofrece perspectivas reales de contratación en el Estado de exportación de la prórroga.

Legislación de Seguridad Social aplicable a los desplazados: valor de los certificados A1 y requisito de no sustitución

Los tribunales nacionales, al igual que la propia Administración, del Estado de destino están vinculados por los certificados A1 foráneos que no hayan sido invalidados o retirados, siendo irrelevante que la Comisión Administrativa haya resuelto en un dictamen que procedía su retirada. Es posible emitir un A1 con efectos retroactivos, no sólo durante el período de trabajo en cuestión, también incluso una vez que este ha finalizado. Procede una interpretación estricta del requisito de no sustitución, de manera que no puede considerarse desplazado al trabajador enviado a realizar un trabajo que estaba siendo desempeñado por un desplazado de otra empresa.

Compatibilidad del complemento de una pensión de incapacidad permanente total cualificada con una pensión de jubilación francesa

Siguiendo la doctrina fijada por el TJUE en el asunto Blanco Marqués, la Sala IV considera que es compatible el complemento propio de la Incapacidad Permanente Total cualificada (IPTC) con una pensión de jubilación abonada por la Seguridad Social de otro Estado de la Unión Europea. Se trata de una acumulación de pensiones de la misma naturaleza compatibles porque la legislación española carece de norma anticúmulo específica que contemple su aplicación en relación a prestaciones o ingresos foráneos, tal y como imponen los Reglamentos de coordinación vigentes.

Compatibilidad del complemento de una pensión de incapacidad permanente total cualificada con una pensión de jubilación francesa

Siguiendo la doctrina fijada por el TJUE en el asunto Blanco Marqués, la Sala IV considera que es compatible el complemento propio de la Incapacidad Permanente Total cualificada (IPTC) con una pensión de jubilación abonada por la Seguridad Social de otro Estado de la Unión Europea. Se trata de una acumulación de pensiones de la misma naturaleza compatibles porque la legislación española carece de norma anticúmulo específica que contemple su aplicación en relación a prestaciones o ingresos foráneos, tal y como imponen los Reglamentos de coordinación vigentes.

Pensión de jubilación de migrante español en Suiza que suscribió convenio especial de emigrante español con la TGSS

El TJUE considera que no es acorde al Acuerdo CE-Suiza, ni a los Reglamentos de coordinación que el primero permite aplicar, que la norma española de Seguridad Social sólo permita la suscripción de un convenio especial para emigrantes sobre las bases mínimas, si antes de la emigración estos cotizaron por bases superiores, por generarse un trato desfavorable no justificado frente a los sedentarios a la hora del cálculo de su pensión que atenta contra su derecho a la libre circulación. Aplicando tal doctrina, el TSJ falla que el INSS ha de permitir al migrante elegir entre la base reguladora calculada sobre las bases mínimas (conforme al Convenio bilateral de Seguridad Social Hispano-Suizo) o la calculada considerando la última base real completa previa a la emigración actualizada con el IPC. Esta segunda opción ha de ir acompañada de la regularización del convenio especial a dicha base de cotización que podrá ser abonada, con descuentos sobre la propia pensión de jubilación, durante un período igual a la duración del propio convenio especial.

Compatibilidad del 20% de la IPT y pensión extranjera en aplicación de la doctrina del TJUE

Es compatible el complemento del 20% de la IPT cualificada para mayores de 55 años con una pensión de jubilación suiza. Se desestima el recurso del INSS, siguiendo la doctrina sentada por la sentencia del TJUE sobre el asunto Blanco Marqués C-431/16 que resolvió la cuestión prejudicial planteada por la propia Sala y que consideró que no se cumplían los requisitos establecidos en los Reglamentos de coordinación para aplicar la normativa española anticúmulo.

Norma más favorable para el cálculo de pensiones: convenio bilateral hispano-belga y Reglamentos de coordinacion de la UE

La Sala IV corrige su doctrina: el Convenio bilateral hispano-belga de 1956 (revisado en 1967), al no remitir a las bases medias para el cálculo de la base reguladora de las pensiones de los trabajadores migrantes, no es más beneficioso que los Reglamentos comunitarios de coordinación que se aplican preferentemente.