No laboralidad de la relación de un repartidor de comida a domicilio

La prestación de servicios de un repartidor de comida a domicilio adscrito a una empresa de economía colaborativa se acomoda a las características del contrato de autónomo TRADE que no puede calificarse como relación laboral por no concurrir en la misma las notas de dependencia y ajenidad.

Cuestionamiento de la laborarilad de los profesores colaboradores externos

No puede calificarse de laboral la relación de los profesores colaboradores externos con la Universidad por no reunir la nota de dependencia. Aun cuando la Universidad ejerce la dirección académica, no se acredita que imparta instrucciones a los profesores, ni en cuanto al horario, extensión de las intervenciones, contenido de las materias o criterios de evaluación.

Cuestionamiento de la laborarilad de los profesores colaboradores externos

No puede calificarse de laboral la relación de los profesores colaboradores externos con la Universidad por no reunir la nota de dependencia. Aun cuando la Universidad ejerce la dirección académica, no se acredita que imparta instrucciones a los profesores, ni en cuanto al horario, extensión de las intervenciones, contenido de las materias o criterios de evaluación.

Laboralidad de la relación de un repartidor de comida a domicilio

Para la calificación de una relación como laboral debe atenderse al contenido real de las prestaciones concertadas y a la concurrencia de los requisitos de dependencia y ajenidad que se dan en este caso, incluso aunque el trabajador aporte su bicicleta y su móvil.

Criterios de laboralidad de una relación

Existe una presunción iuris tantum de laboralidad en aquella relación existente entre quien presta un servicio retribuido y quien lo recibe. De hecho, la relación laboral, para ser tal, además de ser voluntaria, debe mostrar ajenidad en los resultados, dependencia en la realización y retribución de los servicios.

Criterios de laboralidad de una relación

Existe una presunción iuris tantum de laboralidad en aquella relación existente entre quien presta un servicio retribuido y quien lo recibe. De hecho, la relación laboral, para ser tal, además de ser voluntaria, debe mostrar ajenidad en los resultados, dependencia en la realización y retribución de los servicios.

Criterios de laboralidad de una relación

Existe una presunción iuris tantum de laboralidad en aquella relación existente entre quien presta un servicio retribuido y quien lo recibe. De hecho, la relación laboral, para ser tal, además de ser voluntaria, debe mostrar ajenidad en los resultados, dependencia en la realización y retribución de los servicios.

Criterios de laboralidad de una relación

Existe una presunción iuris tantum de laboralidad en aquella relación existente entre quien presta un servicio retribuido y quien lo recibe. De hecho, la relación laboral, para ser tal, además de ser voluntaria, debe mostrar ajenidad en los resultados, dependencia en la realización y retribución de los servicios.

Criterios de laboralidad de una relación

Existe una presunción iuris tantum de laboralidad en aquella relación existente entre quien presta un servicio retribuido y quien lo recibe. De hecho, la relación laboral, para ser tal, además de ser voluntaria, debe mostrar ajenidad en los resultados, dependencia en la realización y retribución de los servicios.

Criterios de laboralidad de una relación

Existe una presunción iuris tantum de laboralidad en aquella relación existente entre quien presta un servicio retribuido y quien lo recibe. De hecho, la relación laboral, para ser tal, además de ser voluntaria, debe mostrar ajenidad en los resultados, dependencia en la realización y retribución de los servicios.