Actualidad jurídica Suscríbase vía email

Efectos de la escisión parcial

En la escisión parcial, la parte del patrimonio social que se divide o segrega debe formar una unidad económica, respecto de la que se produce el efecto de la sucesión universal (LSA art.253.1, vigente al tiempo en que tuvieron lugar los hechos; hoy L 3/2009 art.70.1).
En principio, parece difícil precisar qué debe entenderse por «unidad económica», pues no necesariamente tiene que tener, previamente, vida propia, ni tiene porqué coincidir con una empresa, unidad productiva, establecimiento o negocio; de modo que podría ser meramente funcional.
En este caso, tal y como se estableció en el proyecto de escisión, la parte del patrimonio escindida se corresponde con la actividad internacional de la compañía, que constituía una unidad económica empresarial que se desarrollaba de forma autónoma. El hecho de que una supuesta deuda generada por la actividad internacional de la sociedad no se incluyera en el proyecto de escisión, en concreto en la designación y reparto de los elementos del activo y del pasivo que iban a transmitirse a la sociedad beneficiaria, no significa necesariamente que quedara fuera del efecto de la sucesión universal. Por ello, debe entenderse que la deuda estaba afectada a la unidad económica escindida, y por tanto se transmitió a la sociedad beneficiaria junto al negocio internacional de la sociedad escindida. En virtud de esa sucesión universal, la sociedad beneficiara es la responsable del cumplimiento de la citada deuda.

Imprimir

Envíe su comentario:

(los campos con asteriscos son obligatorios)

Acepto las condiciones legales

Atención al cliente

Si tienes dudas ponte en contacto con nosotros a través de clientes@lefebvreelderecho.com o llamando al 91 210 80 00 o 902 44 33 55.

Por teléfono

Lo más rápido es llamarnos al 91 210 80 00 o 902 44 33 55, te atenderemos de 8:30h a 20:00h de Lunes a Viernes.

Envío gratis

Envío gratuito a partir de 30€ (excepto Canarias, Ceuta y Melilla).

Devoluciones

Hasta dos meses desde que recibes el pedido para devolver la compra si no has quedado satisfecho (excepto Producto Electrónico que son 15 días).