Actualidad jurídica Suscríbase vía email

Valor a consignar en la adquisición de una vivienda a efectos del ITP y AJD

Con motivo de la adquisición de una vivienda por una persona física a una entidad financiera, surge la duda del valor a tener en cuenta en la liquidación del ITP y AJD al existir tres valores diferentes:
– valor de compra: 94.000 euros;
– valor de tasación: 138.450,00 euros); y
– valor catastral: 33.863,25 euros.
De conformidad con la legislación del impuesto, a efectos de la modalidad TPO, la base imponible está constituida por el valor real del bien transmitido o del derecho constituido o cedido, siendo deducibles únicamente las cargas que disminuyan el valor real de los bienes, quedando excluidas las deudas garantizadas con prenda o hipoteca (LITP art.10). En cuanto a la modalidad AJD, en las primeras copias de escrituras públicas que tengan por objeto directo cantidad o cosa valuable sirve de base el valor declarado, sin perjuicio de la comprobación administrativa (LITP art.30).
No obstante lo anterior, la Administración dispone, a través de los medios recogidos en la LGT art.52, de la facultad de comprobación del valor real de los bienes y derechos transmitidos o, en su caso, de la operación societaria o del acto jurídico documentado. En su caso, si el valor declarado por los interesados es superior al resultante de dicha comprobación, aquel ha de ser tomado como base imponible; por el contrario, si el valor resultante de la comprobación o el valor declarado resultase inferior al precio o contraprestación pactada, esta es la que se ha de tomar como base imponible (LITP art.46).
Teniendo en cuenta lo anterior, ya exista obligación de tributar por la modalidad TPO o AJD, según las circunstancias concurrentes en cada operación, la base imponible del ITP y AJD viene determinada por el valor real del bien, el cual en este caso de adquisición de vivienda va a estar constituido por el valor declarado por los interesados, salvo que resultase un valor superior en caso de que se proceda a realizar la oportuna comprobación de valores por parte de la Administración o que se hubiera fijado un precio o contraprestación distinto del valor declarado en la liquidación y superior a este.
En conclusión, son tres los escenarios que se pueden producir:
a) Que el valor resultante de la comprobación sea inferior al valor declarado: la base imponible va a venir constituida por el valor declarado, al resultar el mayor de los valores a comparar.
b) Que el valor resultante de la comprobación sea superior al valor declarado: la base imponible va a ser el valor que resulte de la comprobación, al ser el mayor de los valores a comparar.
c) Que el valor por el que se haya practicado la liquidación sea distinto e inferior al precio o contraprestación pactados: aunque no medie comprobación de valor, se ha de tomar como base imponible esta última magnitud, el precio o contraprestación pactados, por ser el mayor de los valores a comparar.

Imprimir

Envíe su comentario:

(los campos con asteriscos son obligatorios)

Este Blog no dispone de servicio gratuito de asesoramiento, por lo que su comentario solo podrá ser respondido por otros lectores.

Si necesita una respuesta profesional, le recomendamos realice su pregunta desde el siguiente enlace desde donde podrá establecer un contacto privado con un abogado.

Acepto las condiciones legales

Atención al cliente

Si tienes dudas ponte en contacto con nosotros a través de clientes@lefebvreelderecho.com o llamando al 91 210 80 00 o 902 44 33 55.

Por teléfono

Lo más rápido es llamarnos al 91 210 80 00 o 902 44 33 55, te atenderemos de 8:30h a 20:00h de Lunes a Viernes.

Envío gratis

Envío gratuito a partir de 30€ (excepto Canarias, Ceuta y Melilla).

Devoluciones

Hasta dos meses desde que recibes el pedido para devolver la compra si no has quedado satisfecho (excepto Producto Electrónico que son 15 días).