Actualidad jurídica Suscríbase vía email

Transporte marítimo internacional. Responsabilidad por daños en las mercancías

Empresa dedicada a la importación y comercialización de pescado y marisco congelado, contrata, a finales del mes de marzo de 2009, el transporte de un contenedor desde Mauritania hasta el puerto de Santa Cruz de Tenerife, que contenía cefalópodos y pescado congelado. El contenedor no fue descargado en la zona de carga frigorífica sino en la zona de secos de exportación, por lo que no fue conectado a la red eléctrica y la carga se perdió, originando daños por importe de 53.320,52 euros.
Las razones que se alegan para fundar el recurso de casación consisten en que los daños se produjeron en una fase del transporte que no estaba regulada por el Convenio Internacional de Bruselas 25-8-1924 y la Ley de Transporte Marítimo de 1949, pues no se produjeron en la «fase marítima» sino en el «itinerario terrestre». Por tal razón, alega la recurrente, no es aplicable el plazo de caducidad previsto en dichas normas, sino el de prescripción previsto en el CCom art.952.2 o el art.79 de la L 15/2009, del contrato de transporte terrestre de mercancías, por lo que la acción no habría prescrito.
En el presente caso, la decisión de la Sala es la de considerar que la descarga de la mercancía en un muelle inadecuado se integra en la fase marítima y está sometida al plazo de ejercicio de la acción del Convenio de Bruselas y la Ley de Transporte Marítimo de 1949. Los daños vinieron determinados porque el porteador descargó las mercancías en un muelle inadecuado, puesto que no era el destinado a contenedores con productos congelados, y fue ese error el que determinó que el contenedor no fuera conectado al sistema eléctrico y las mercancías transportadas (pescado congelado) se perdiera.
El hecho determinante de los daños (el error en la elección del muelle de arribada del buque para la descarga del contenedor) corresponde a la fase marítima del transporte pues se produjo en «el tiempo transcurrido desde la carga de las mercancías hasta su descarga», aunque tales daños se produjeran estando ya descargado el contenedor. Por tal razón, la acción de exigencia de responsabilidad al porteador está sometida a las previsiones de la Ley de Transporte Marítimo de 1949 y del Convenio Internacional de Bruselas de 25-8-1924.

Imprimir

Envíe su comentario:

(los campos con asteriscos son obligatorios)

Acepto las condiciones legales

Atención al cliente

Si tienes dudas ponte en contacto con nosotros a través de clientes@lefebvreelderecho.com o llamando al 91 210 80 00 o 902 44 33 55.

Por teléfono

Lo más rápido es llamarnos al 91 210 80 00 o 902 44 33 55, te atenderemos de 8:30h a 20:00h de Lunes a Viernes.

Envío gratis

Envío gratuito a partir de 30€ (excepto Canarias, Ceuta y Melilla).

Devoluciones

Hasta dos meses desde que recibes el pedido para devolver la compra si no has quedado satisfecho (excepto Producto Electrónico que son 15 días).