Actualidad jurídica Suscríbase vía email

Responsabilidad en el pago de la pensión de jubilación por indebido encuadramiento en el RGSS en lugar de en el RETM

Un trabajador de la Autoridad Portuaria de Bilbao, que permaneció durante toda su vida laboral encuadrado en el RGSS cuando debía haberlo estado al Régimen Especial de Trabajadores del Mar (RETM), causa jubilación con un porcentaje del 82 % de la base reguladora de dicha prestación. El trabajador solicita el incremento del porcentaje de la prestación por aplicación de los coeficientes reductores de edad previstos en el RETM. Dicha prestación, que es desestimada en vía administrativa, se estima en vía judicial. Aunque la sentencia de la instancia declara responsable del abono de las diferencias con la pensión incialmente reconocida a la empleadora, sin perjuicio de la obligación de anticipo del ISM, en suplicación le absuelve de dicha responsabilidad.
La entidad gestora condenada pretende que la responsabilidad determinada por la errónea afiliación se impute a la empresa, por haber desconocido el principio de legalidad y sus obligaciones patronales, entre las que se encuentra el debido encuadramiento.
El Tribunal Supremo, aplicando su doctrina sobre esta cuestión (TS 4-12-10, EDJ 290737), rechaza la pretensión de la entidad gestora, ya que la indebida afiliación del trabajador al RGSS no sólo fue llevada a cabo con la absoluta anuencia de la TGSS y del ISM, sino que además esa entidad gestora rechazó la posibilidad de que otros compañeros del trabajador fuesen correctamente encuadrados en el RETM. Ello justifica la aplicación del principio general del Derecho de que a nadie le es lícito beneficiarse de su propia torpeza.

Imprimir

Envíe su comentario:

(los campos con asteriscos son obligatorios)

Acepto las condiciones legales

Por teléfono

Lo más rápido es llamarnos al 902 44 33 55, te atenderemos de 8:30h a 20:00h de Lunes a Viernes.

Envío gratis

Envío gratuito a partir de 30€ (excepto Canarias, Ceuta y Melilla).

Devoluciones

Hasta dos meses desde que recibes el pedido para devolver la compra si no has quedado satisfecho (excepto Producto Electrónico que son 15 días).