Actualidad jurídica Suscríbase vía email

Rescisión concursal de una garantía real

En el caso objeto del presente recurso se declara la rescisión e ineficacia de una garantía hipotecaria, pero no de la obligación garantizada, un préstamo.
Hay que diferenciar entre la ineficacia o rescisión de actos de disposición que constituyen negocios con obligaciones recíprocas, de aquellos actos de disposición que carecen de esta condición. En el primer caso, rige la regla de que la rescisión o ineficacia conlleva la recíproca restitución de prestaciones (LCon art.73.1) y el derecho a la prestación que resulte a favor de los demandados como consecuencia de la rescisión tendrá, en principio, la consideración de crédito contra la masa, salvo que la sentencia aprecie mala fe en el acreedor, en cuyo caso se considerará crédito concursal subordinado (LCon art.73.3) . Pero en el supuesto que nos ocupa, no nos encontramos propiamente en este caso, sino en el de la constitución de una garantía real a favor de una obligación nueva, respecto de la que la rescisión o ineficacia conlleva dejar sin efecto la mencionada garantía.
Desde ese punto de vista, la sanción a la mala fe de quien contrató con el concursado no consiste en este caso en la subordinación del crédito, pues la rescisión no genera crédito alguno, sino en la condena a indemnizar los daños y perjuicios causados a la masa activa (LCon art.72.2 in fine). La apreciación de la mala fe viene referida al acto rescindido (la garantía hipotecaria), pero no a otro diferente.

Imprimir

Envíe su comentario:

(los campos con asteriscos son obligatorios)

Acepto las condiciones legales

Atención al cliente

Si tienes dudas ponte en contacto con nosotros a través de clientes@lefebvreelderecho.com o llamando al 91 210 80 00 o 902 44 33 55.

Por teléfono

Lo más rápido es llamarnos al 91 210 80 00 o 902 44 33 55, te atenderemos de 8:30h a 20:00h de Lunes a Viernes.

Envío gratis

Envío gratuito a partir de 30€ (excepto Canarias, Ceuta y Melilla).

Devoluciones

Hasta dos meses desde que recibes el pedido para devolver la compra si no has quedado satisfecho (excepto Producto Electrónico que son 15 días).