Actualidad jurídica Suscríbase vía email

Concepto de valores homogéneos en el IRPF

Un titular de acciones de un banco admitidas a cotización en bolsa, las tiene distribuidas en dos sociedades de servicios de inversión que se encargan de su gestión. Durante el año pasado ha vendido acciones de dicho banco a través de ambas sociedades de servicios de inversión. Por otro lado, disconforme con la gestión realizada por una de las sociedades de servicios de inversión, ha traspasado la gestión de los valores realizada por dicha sociedad a la otra, habiendo generado dicho traspaso unos gastos financieros.
Se plantea si la aplicación del método FIFO (se entienden vendidas en primer lugar las primeras acciones adquiridas), para el cálculo de las ganancias y pérdidas patrimoniales en la venta de acciones, se aplica sobre todos los valores homogéneos, o de forma independiente para cada cartera de valores gestionada por una sociedad de servicios de inversión. Asimismo, se consulta si los gastos financieros derivados del traspaso de la gestión de una sociedad de servicios de inversión a otra se consideran gastos deducibles para la determinación del rendimiento neto correspondiente a los dividendos de acciones percibidos.
En el IRPF, cuando existan valores homogéneos se considera que los transmitidos por el contribuyente son aquellos que adquirió en primer lugar (LIRPF art.37.2). Además, a efectos del impuesto, son valores o participaciones homogéneos procedentes de un mismo emisor aquellos que formen parte de una misma operación financiera o respondan a una unidad de propósito, incluida la obtención sistemática de financiación, sean de igual naturaleza y régimen de transmisión, y atribuyan a sus titulares un contenido sustancialmente similar de derechos y obligaciones. No obstante, la homogeneidad de un conjunto de valores no se ve afectada por la eventual existencia de diferencias entre ellos en lo relativo a su importe unitario; fechas de puesta en circulación, de entrega material o de fijación de precios; procedimientos de colocación, incluida la existencia de tramos o bloques destinados a categorías específicas de inversores; o cualesquiera otros aspectos de naturaleza accesoria. En particular, la homogeneidad no resulta alterada por el fraccionamiento de la emisión en tramos sucesivos o por la previsión de ampliaciones (RIRPF art.8).
En consecuencia, el hecho de que los valores sean gestionados por distintas sociedades de servicios de inversión no alteraría la homogeneidad de los valores a efectos del IRPF, por lo que, de tratarse de valores homogéneos, para determinar la antigüedad de los valores vendidos hay que tener en cuenta la fecha de adquisición de todos los valores, sin distinguir unos de otros en función de las diferentes sociedades de servicios de inversión que administren la cartera de valores del contribuyente.
En lo que respecta a los gastos deducibles de los dividendos de acciones percibidos, hay que tener en cuenta que para el cálculo del rendimiento neto se deducen de los rendimientos íntegros, entre otros, los gastos de administración y depósito de valores negociables, considerando como tal aquellos importes que repercutan las empresas de servicios de inversión, entidades de crédito u otras entidades financieras que, de acuerdo con la Ley del Mercado de Valores (L 24/1988), tengan por finalidad retribuir la prestación derivada de la realización por cuenta de sus titulares del servicio de depósito de valores representados en forma de títulos o de la administración de valores representados en anotaciones en cuenta. No son deducibles las cuantías que supongan la contraprestación de una gestión discrecional e individualizada de carteras de inversión, en donde se produzca una disposición de las inversiones efectuadas por cuenta de los titulares con arreglo a los mandatos conferidos por éstos (LIRPF art.26.1.a).
Por tanto, se considera que los gastos derivados del traspaso de la cartera de acciones a otra empresa de servicios de inversión, originados por la rescisión del contrato con la empresa de servicios de inversión anterior, no pueden incardinarse en el concepto de gastos de administración y custodia señalados, no siendo por tanto deducibles.

Imprimir

Envíe su comentario:

(los campos con asteriscos son obligatorios)

Acepto las condiciones legales

Atención al cliente

Si tienes dudas ponte en contacto con nosotros a través de clientes@lefebvreelderecho.com o llamando al 91 210 80 00 o 902 44 33 55.

Por teléfono

Lo más rápido es llamarnos al 91 210 80 00 o 902 44 33 55, te atenderemos de 8:30h a 20:00h de Lunes a Viernes.

Envío gratis

Envío gratuito a partir de 30€ (excepto Canarias, Ceuta y Melilla).

Devoluciones

Hasta dos meses desde que recibes el pedido para devolver la compra si no has quedado satisfecho (excepto Producto Electrónico que son 15 días).